A quien no le gustaría diseñar su propia cocina, pero cuando queremos dar inicio a este proyecto nos preguntamos “cómo diseñar una cocina”, bueno siempre esta pregunta nos asalta, si no tenemos conocimientos básicos de diseño.

Sabemos que  los muebles a medida son vitales cuando queremos que un espacio grande o pequeño sea funcional y cómodo. En esta ocasión les traigo consejos de cómo diseñar una cocina integral correctamente.

Antes de empezar a diseñar, lo más importante es conocer cuáles son las necesidades y cómo se va a usar la cocina. Este básico pero importante planteamiento se debe hacer antes de iniciar a diseñar tu cocina.

Porque la cocina no puede ser un espacio de la casa o simplemente el cuarto de cocina, muchas veces lo dejamos para el final del proyecto por miedo a los costos, o simplemente porque en ella colocamos muebles para ocupar los espacios, hay que tener muy presente que la cocina se divide en zonas y que estas deben contener el factor ergonómico, área de trabajo, desplazamiento, iluminación, seguridad entre otras normas técnicas que debe llevarse a cabo con el diseño general.

Diseñar una cocina y sus áreas

Diseñar la cocina integral contempla un mínimo de cinco áreas o zonas que la nombraré a continuación.

Zona uno.  La despensa, es la zona donde se almacenan los alimentos como granos y conservas, esta debe estar contigua a la zona de refrigeración donde se almacenan las carnes y vegetales.

Zona dos.  Almacenamiento, esta área es donde se almacena los ayudantes de cocina, vajillas y cristalería.

Zona tres. Limpieza corresponde al lavaplatos, cestos para la basura, utensilios de limpieza, almacenamientos de producto como detergentes y desinfectantes.

Zona cuatro. Trabajo, es donde se realizan las diferentes tareas culinarias o preparación de alimentos. Esta zona debe estar dentro del triángulo de desplazamiento y de fácil acceso a las diferentes herramientas de trabajos como cuchillos, tablas de picado, batidora, licuadora entre otras muchas, también debe estar equipada de conexión eléctrica y buena iluminación natural o artificial.

Zona quinta. Cocción, aquí se ubica la cubierta o estufa, continua a esta el horno, el microondas y aparatos de cocción a vapor, gavetas como organizador de cacerolas, sartenes. En esta área no es correcto ubicar el horno debajo de la cubierta, aunque muchos lo hacen, esto se convierte en un riesgo latente.

Estas son las cinco zonas en la cocina que se conjugan permanentemente, y tienen relación en el proceso de desplazamientos, preparación de los alimentos y deben cumplir con el mínimo de seguridad y ergonomía para que cocinar sea más cómodo y eficiente.

Leer también: Cómo organizar la cocina

En el diseño también se deben contemplar la relación del espacio que se dispone y en este la tipología de la cocina, aquí las más utilizadas:

Diseño cocina una línea. O también conocida como cocinas rectas, este diseño se ubica lineal en una sola pared, es ideal cuando tenemos poco espacio especialmente cuando tenemos un área larga pero angosta.

Diseño cocina dos líneas. En este diseño tomamos dos paredes para ubicar dos líneas paralelas de muebles, es idea cuando tenemos un espacio generoso, el espacio de desplazamiento se recomienda dejar 100 cm entre las dos líneas.

Diseño cocina en L. Como lo indica su nombre, para este diseño tomamos dos paredes continuas para ubicar los muebles formando una L. este diseño se forma muy bien cuanto tenemos un espacio cuadrado

Diseño cocina en U. Cuando optamos por este diseño, tomamos tres paredes para ubicar los muebles formando una U. para este diseño se debe contar con un buen espacio respetando el área de circulación.

Diseño cocinas con isla. Sin duda este diseño es muy soñado, consiste en dejar una línea de muebles en una pared y otra línea en centro de la cocina. Este diseño es ideal para espacios abiertos, aunque muchos le temen a este diseño por la seguridad en espacial si hay niños en el hogar, pero no hay que temerle a este diseño, en el mercado existen sistemas que se puede implementar como seguridad especialmente cuando ubicamos la estufa en la isla.

Ahora si teniendo claro que tipología podríamos implementar, es importante entender cómo funcionan la circulación, de trabajo que debe mantenerse para una relación fluida, es muy importante evitar la circulación cruzada, esto afecta cuando hay más de una persona trabajando.

En este punto es importante preguntarse, ¿cómo le gustaría usar la cocina y que aspecto se acomoda mejor al espacio?, aquí ya podemos diseñar con claridad la cocina integral.

Cuando nos entramos a diseñar nuestra cocina lo mejor es buscar un diseño amplio y simétrico, uno de los mayores errores que comenten los fabricantes de cocinas e incluso los diseñadores y arquitectos es modular en diferentes medidas en especial con muchas puertas, esto es fatal ya que no se optimiza los espacios quedando el diseño con demasiadas divisiones y puertas que no favorece en nada el diseño ni la ergonomía. Lo mejor es buscar una simetría con modulación 100% homogénea, esto favorece el diseño y optimizamos los espacios, ya que si nuestro espacio es pequeño nuestra cocina tomara amplitud.

La modulación de muebles bajo con dimisiones homogéneas y cajones amplios permite aprovechar el espacio de almacenamiento, adicionalmente nuestro diseño representa amplitud y elegancias.

Los muebles altos o superiores deben ir acompañados con la misma simetría del mueble bajo, sus divisiones internas móviles, así podremos graduar las alturas según nuestra necesidad y aprovechamos más los espacios, las puertas de apertura hacia arriba de esta forma tendremos una visual completa y menos peligrosa si dejamos una puerta abierta ya que se elimina el riendo de chocar con ella, claro está que el temor de muchos es que la puerta se eleva demasiado y muchas veces no alcanzamos a bajarla, no hay que tener miedo porque en el mercado existen sistemas para puertas plegables de apertura superior.

Los muebles donde se ubique la estufa, campana extractora, horno y micro hondas deben cumplir con la norma de ventilación de gases, Otro error que cometen es no cumplir con este concepto básico, esto conlleva que la vida útil de la cocina sea muy corta y en muchos de los casos los electrónicos fallan antes del vencimiento de la garantía, pero el fabricante no le cubrirá la garantía si los artefactos no cumplen con la norma mínima de instalación.

Los colores, si contamos con un espacio pequeño lo mejor es tomar colores claros y neutros para los muebles, si en su profecía esta la cerámica en las paredes selecciona formatos grades acordes al tamaño de las paredes por ejemplo si la pared tiene de largo 2,40 cm, se recomienda un formato con un largo de 60 cm, así evitamos recortes, para el piso también se debe seleccionar el formato acorde a su tamaño, no se aconseja formatos pequeños ya que esto puede saturar él diseño.

La iluminación, si contamos con iluminación natural esta no debe ser obstaculizada por muebles, si por lo contrario no contamos con la suerte de tener luz natural, se debe ubicar luminarias luz día, ¿cuántas?... esto depende del área total de la cocina. Algo muy importante en la iluminación, esta se deben centrar sobre el área libre, no en el centro del cuarto de la cocina, ejemplo; si el cuarto de la cocina tiene 240 cm de largo por 150 cm de ancho, a los 150 cm se resta 32 cm, que corresponde al mueble superior, a si nos quedaría un área libre de 118 cm, en este espacio libre se deben centrar la iluminación, ¿Cuántas se deben instalar?, esto depende del largo de la cocina.

En todo caso recomiendo consultar con un profesional en diseño de interiores o arquitecto, ellos le ayudaran a tomar la mejor decisión.

Nuestra próxima publicación, les dejare la segunda parte que es muy importante para la construcción de cocinas; como modular el mobiliario, elección correcta de materiales, este muy pendientes o suscríbase para recibir nuestras notificaciones.

 

¿Estás listo para diseñar una cocina integral?

Tiene preguntas! Whatsapp

Lunes a sábado -  8 am a 7 pm

304 6418015 - 313 4898661

Lunes a Viernes -  8 am a 5 pm